La guerra abierta desatada entre Demócratas en la Cámara de Representantes en Washington y Donald Trump probablemente entierre hasta la primavera del 2021 cualquier posibilidad de ratificación del T-MEC. Aunque el representante mexicano en las negociaciones con Estados Unidos, Jesús Seade, inventó un insólito razonamiento según el cual los congresistas no querrán inquietar al pueblo (bueno) norteamericano con la mala noticia de la posposición, los tiempos y la coyuntura de la destitución de Trump no dan.

Ilustración: Víctor Solís

Partiendo de que en año electoral —2020— no se aprueban nunca los acuerdos de libre comercio en el Congreso estadounidense, el T-MEC tendría que ser aprobado por la Cámara baja y el Senado antes de finales de noviembre y el receso de Thanksgiving; faltan menos de dos meses. Por lo tanto, Nancy Pelosi y sus colegas se verían obligados prácticamente  a suspender sus deliberaciones sobre el “impeachment”, Ucrania, el “whistle-blower” y el presupuesto para meter en “fast-track” un convenio que de por sí nos les acaba de convencer sin mecanismos de fiscalización y cumplimiento más rigurosos. Si antes del inicio del procedimiento de destitución carecían de motivos para entregarle a Trump una medalla en plena campaña electoral, ahora menos.

Mientras Trump no procede a retirar a Estados Unidos del NAFTA existente o a violar sus disposiciones de manera flagrante y recurrente, puede no resultar demasiado grave para México que todo evolucione de la manera descrita. Aunque la incertidumbre que genera la gestión de Líopez Obrador se verá acentuada por la falta de certeza sobre el tratado hasta 2021. Si alguien cree que en este contexto la economía mexicana va a crecer en 2021 o 2022, debiera dedicarse a la literatura de fantasía. O al realismo mágico.

 

Jorge G. Castañeda
Secretario de Relaciones Exteriores de México de 2000 a 2003. Profesor de política y estudios sobre América Latina en la Universidad de Nueva York. Entre sus libros: Sólo así: por una agenda ciudadana independiente y Amarres perros. Una autobiografía.